Keukenhof, el mayor parque floral del mundo

 

REINO DE LOS PAÍSES BAJOS

Si existe en Europa un país donde las flores son parte de su identidad, ese país es Holanda. Desde que llegaron los tulipanes procedentes de Turquía allá por el siglo XVII, su cultivo se convirtió en toda una tradición. Tanto es así que en nuestros días esta flor supone una importante fuente de ingresos para el país y se ha convertido en uno de sus iconos más reconocidos, al mismo nivel que los quesos, los zuecos y los molinos. Pues bien, en Holanda es posible recorrer un parque donde las flores son las protagonistas absolutas, un lugar donde la Naturaleza -bien que ayudada por la creatividad humana- nos ofrece un deleite para la vista en el que encontraremos tulipanes, sí, pero también rosas, claveles, orquídeas, azucenas, lirios, jacintos o narcisos.

Ese lugar se llama Keukenhof y se encuentra en la provincia de Holanda Meridional, en la localidad de Lisse, muy cerca de Leiden y a media hora en coche desde Ámsterdam o La Haya. El acceso por autopista es muy fácil, y también hay transporte público desde las ciudades circundantes. Desde Ámsterdam se puede tomar un autobús al aeropuerto y de allí otro que lleva directamente a Keukenhof. Existe un precio combinado de autobús más entrada (ésta última cuesta 18 € en taquilla). El precio es elevado, pero no olvidemos que Holanda es uno de los países más caros del mundo, y por otro lado el visitante entenderá fácilmente que el mantenimiento de una exposición de estas características ha de ser muy costoso. Por cierto, aunque el nombre oficial de este país es Reino de los Países Bajos y Holanda es el nombre de una de las siete provincias históricas, ambos topónimos suelen usarse indistintamente. Así haré yo en este artículo, ya que todos los neerlandeses están acostumbrados y no se ofenden por ello.

Holanda

El parque floral de Keukenhof tiene un período de apertura de dos meses aproximadamente, con fechas variables cada año, pero siempre entre finales de marzo y finales de mayo. En 2019, abre sus puertas del 21 de marzo hasta el 19 de mayo. Cubre 32 hectáreas de terreno completamente llano -claro, estamos en Holanda- y llega a tener más de 7 millones de flores. Entre las flores plantadas al aire libre destacan, cómo no, los tulipanes, pero también son muy abundantes los narcisos y los jacintos. Estos últimos son los que florecen antes y son los que encontraremos si llegamos en las primeras semanas.

EL REINO DEL TULIPÁN

Tulipán es el nombre común de más de 150 variedades de flores del género tulipa, el cual es originario de Asia Central, concretamente de las estepas de Cazajistán, aunque se encuentra ampliamente distribuido por Irán, Afganistán, China y algunas regiones de Oriente Próximo, hasta Turquía. En la Edad Media fue introducido en la España islámica y llegó a los Países Bajos en el siglo XVII procedente del Imperio Otomano. Se convirtió en una auténtica moda que acabó degenerando en una fiebre especulativa, ya que se llegaban a pagar fortunas por determinados especímenes. Hoy en día este país concentra el 87% de la producción mundial.

Holanda
Holanda

En el momento de mayor esplendor de Keukenhof, al que me referiré más tarde, el visitante podrá deleitarse con cientos de coloridos jardines y parterres, que alfombran todo el recinto. Gracias a los numerosos caminos asfaltados podremos desplazarnos entre ellos y apreciar múltiples perspectivas multicolores. Los jardineros diseñan cada año con gran maestría combinaciones de tulipanes -y algunas otras flores- jugando con la enorme gama de colores que presenta: el rojo, el amarillo, el blanco, el azul, el negro…

Holanda

Casi todas las fotos que ilustran este artículo fueron tomadas en las semanas en que el parque estaba en su mejor momento. Como se puede apreciar, el espectáculo es grandioso, pero también es destacable que en esas fechas también es cuando hay mayor afluencia de público. Si podemos escoger, los mejores días son de lunes a miércoles, y los peores el fin de semana.

Holanda
Holanda

KEUKENHOF ES SINÓNIMO DE PRIMAVERA

Como ya se ha dicho, Keukenhof permanece abierto durante dos meses, en plena primavera. En este punto es conveniente abrir un paréntesis para hacer un apunte de carácter meteorológico. Veamos: en Europa hay cuatro estaciones, muy diferentes entre ellas. La primavera es la transición entre la estación más fría -el invierno- y la más cálida -el verano-. y el cambio no es repentino sino progresivo, lo que significa que en marzo la temperatura es bastante más fresca que en mayo. La naturaleza reverdece, se despierta después de meses de letargo: los árboles hacen crecer de nuevo sus hojas (perdidas meses atrás), y brotan las flores, encargadas de contener el polen que los insectos propagarán por doquier. Los campos se llenan de color, al tiempo que el Sol se adueña poco al poco del cielo, hasta entonces blanquecino. Además, la primavera es la estación más lluviosa, lo que favorece este proceso. Y en la siempre húmeda Holanda no se conoce la sequía.

Holanda
Holanda

Sí, se trata de algo evidente para nosotros los españoles, pero que quizá no lo sea para quien lea este artículo desde la mayor parte de Hispanoamérica, que se encuentra en la zona intertropical. Y es que somos el único país hispano situado en la zona templada del hemisferio norte, a poca distancia de Holanda y con similares condiciones climáticas. Sólo los habitantes del Cono Sur, especialmente los de la Región Patagónica, estarán familiarizados con todo esto, aunque con los meses intercambiados: nuestra primavera coincide con su otoño.

Holanda
Holanda

La primavera acaba en el caluroso verano, que es también más seco, y éste es el final de la floración, razón por la cual un parque floral al aire libre como lo es éste ha de tener, forzosamente, un tiempo limitado de apertura. Un tiempo realmente corto, de apenas dos meses. Ahora bien, es fundamental comprender que el parque no tendrá el mismo esplendor a lo largo de esos dos meses. Y esto es muy importante, porque si queremos verlo en la cima de su belleza -y más aún si queremos sacar el máximo partido a nuestras fotos- tendremos que estar muy atentos a la evolución de la primavera en el año en cuestión. Y es que todo lo anterior es una explicación teórica, pero en la práctica cada año es diferente.

Holanda
Holanda
Holanda

Hay años fríos en los que el invierno se prolonga demasiado y el calor llega de repente, sin casi transición primaveral; o bien lo contrario, lo que puede hacer que las flores broten demasiado pronto y por lo tanto también se marchiten antes de tiempo; y de igual modo otros años son demasiado lluviosos o demasiado secos (aunque esto último en Holanda es muy raro). En definitiva, no hay una regla fija y es muy importante hacer un seguimiento de la previsión meteorológica del año que nos interese. Esto, siempre que tengamos flexibilidad para viajar a los Países Bajos. Si no es así, pues iremos cuando podamos y… buena suerte.

Holanda
Holanda

INSISTO: FÍJATE EN LAS FECHAS

A modo de ejemplo, veamos unas imágenes para apreciar el contraste y comprender la importancia de intentar dar con las fechas adecuadas. La primera fotografía fue tomada en las primeras semanas: los arboles no tienen hojas y muchos de los parterres, ya plantados, aún no han florecido y sólo podemos ver los tallos. Sólo han brotado algunas, como los jacintos, pero las flores más abundantes y emblemáticas, los tulipanes, aún están ausentes. Las imágenes segunda y tercera corresponden al último día de apertura. En este caso vemos que muchas flores se han secado y otras están marchitándose. Los pétalos se deterioran, se abren y van cayendo; los parterres, a pesar de los esfuerzos de los jardineros, presentan un aspecto desordenado. Otros han sido podados. Es evidente que ha llegado el momento del cierre hasta el año siguiente.

Holanda
Holanda
Holanda

Tras esta advertencia, volvamos a la teoría. Si la primavera discurre de modo normal, podemos dividir el tiempo de apertura de Keukenhof en tres partes: sólo las semanas centrales encontraremos el impresionante manto de flores que buscamos -y que muestro en este artículo- mientras que en las primeras semanas muchas flores no habrán brotado aún y en las últimas semanas muchas de ellas estarán ya marchitas o incluso habrán desaparecido. Así pues, y a modo orientativo, podemos decir que el momento adecuado para visitar el parque será en la segunda quincena de abril y la primera semana de mayo.

EL LAGO DE KEUKENHOF

Uno de los espacios más bonitos del parque es el lago en cuyas aguas se reflejan los múltiples colores de los árboles y las flores que lo rodean. Sus orillas ofrecen muchos rincones encantadores en los que podremos dejar volar nuestra creatividad fotográfica o simplemente deleitarnos con tan bucólico paraje.

Holanda
Holanda
Holanda
Holanda
Holanda
Holanda

UNOS PABELLONES MUY ARISTOCRÁTICOS

Así podríamos pensar al ver los nombres de los pabellones temáticos de Keukenhof, en los que podemos ver exposiciones dedicadas a diferentes temas siempre relacionados con la floricultura. Son varios pabellones bautizados en honor de algunos miembros destacados de la Familia Real neerlandesa. Así, uno de ellos se llama Orange-Nassau (Oranje-Nassau), en referencia a la dinastía reinante en el país. Otros tres reciben los nombres de Beatriz (Beatrix), Juliana y Guillermina (Wilhelmina), en honor de las tres reinas precedentes, respectivamente madre, abuela y bisabuela del actual monarca. En ellos podemos encontrar diferentes cultivos de interior, ramos o centros de mesa, presentados de manera muy creativa y relacionados con el tema del año, que en 2018, cuando fueron tomadas estas imágenes, era el romanticismo. Por supuesto, no falta la mercancía a la venta con motivos holandeses y florales, especialmente todo aquello que sea susceptible de adoptar la forma de un tulipán.

Holanda
Holanda
Holanda
Holanda
Holanda
Holanda
Holanda
Holanda
Holanda

EL PABELLÓN GUILLERMO ALEJANDRO

Entre los pabellones, el más grande recibe el nombre de Guillermo Alejandro (Wilhelm-Alexander), como el actual monarca de los Países Bajos. Como curiosidad digamos que siguiendo la tradición, este rey habría debido llamarse oficialmente Guillermo IV, pero al subir al trono prefirió conservar su nombre completo sin numeral. Original que es el hombre… Su consorte es la reina Máxima, nacida en Argentina. Volviendo al pabellón, está situado en el centro del recinto y su visita es inexcusable, pues es un gran invernadero donde se muestra una extensísima selección de diferentes tipos de tulipanes. Y es que, como ya hemos dicho, esta flor tiene más de 150 variedades naturales diferentes, pero además son innumerables los híbridos que los floricultores han obtenido por medio de mejoras genéticas. Cada una, claro, tiene su propio nombre. Es el mejor lugar para deleitarse con la sencilla y serena belleza de esta flor, y conseguir los mejores primeros planos, ya que la luz artificial es suave y neutra.

Holanda
Holanda
Holanda
Holanda

KEUKENHOF, PARA TODOS LOS PÚBLICOS

Keukenhof es el lugar ideal para pasar un agradable día en buena compañía. Puede ser un excelente lugar para las familias, pues los niños disfrutarán especialmente, no solamente porque estarán al aire libre y podrán correr a su gusto -eso sí, sin olvidar enseñarles a comportarse sin molestar a los demás y sin pisar las flores ni los parterres-, sino porque tienen áreas diseñadas especialmente para ellos, tales como un pequeño zoo de animales domésticos o un jardín-laberinto.

Holanda
Holanda
Holanda
Holanda

Quienes también disfrutarán son las parejas de enamorados, como no puede ser de otra manera en un lugar que se presta tanto al romanticismo (especialmente al caer la tarde); así, es fácil encontrar afortunados novios que retratan a sus bellas acompañantes. Hablando de retratar, Keukenhof también es el trasfondo ideal para realizar un reportaje fotográfico, como es el caso de la chica oriental que aparece rodeada de fotógrafos. Sin duda se trataba de alguien célebre en su país -aunque desconocida en Europa- que se había desplazado desde Extremo Oriente con toda su cohorte. Por cierto, los orientales son legión, y no sólo los omnipresentes chinos, sino también los indios y los provenientes del Sudeste Asiático.

Holanda
Holanda
Holanda
Holanda

CÓMO FOTOGRAFIAR KEUKENHOF

Fotografiar este lugar no es tan fácil como pudiera parecer, ya que las condiciones de luz pueden variar mucho de un día para otro -especialmente en un país de clima atlántico- o incluso a lo largo de una misma jornada. Por otro lado, en determinados días la gran afluencia de público puede hacer que sea difícil obtener una buena foto sin un montón de cabezas metiéndose por el medio (aunque es justo decir que eso también nos ofrecerá muchas más oportunidades de cazar retratos casuales). Teniendo todo esto en cuenta, lo mejor será las primeras horas del día (antes de las 10.30) o las últimas de la tarde, antes del cierre de las instalaciones (después de las 16.00), pues habrá menos gente y además la luz será más suave. No olvidemos que las flores y el verdor del parque resaltarán más con el sol, pero si éste es demasiado fuerte las fotos no serán tan buenas. De todos modos, queda a la habilidad del fotógrafo el manejar los juegos de luz y sombra que crean los árboles, así como los reflejos en el agua del lago -que a veces pueden resultar asombrosos- e incluso jugar con las transparencias que pueden aparecer a través de los finos pétalos de los tulipanes. Ejemplos de todo esto se pueden ver en las fotografías que acompañan el artículo.

Holanda
Holanda

Un lugar como Keukenhof puede ser una gozada si te gusta la fotografía, especialmente si consigues dar con un día y una hora de luz óptima. Efectivamente, puedes practicar la fotografía de paisaje -obviamente- pero también el retrato robado, al estilo paparazzo, o el retrato propiamente dicho, tomando las flores como si fueran tus modelos. Para los paisajes, en este artículo se ha usado mayoritariamente un objetivo todoterreno (Sigma 18-300 mm F 3,5-6,3 DC macro), que permite buscar todo tipo de perspectivas y detalles, incluyendo a los casuales y anónimos retratados. No obstante, para conseguir determinados efectos de mayor amplitud se ha usado ocasionalmente un gran angular (Tokina SD 11-16 F 2.8 Aspherical). Por último, y especialmente para retratar las flores individualmente y obtener un sugerente fondo desenfocado, un objetivo 50 mm fijo (Yongnuo YN 50 mm F 1,8). La cámara utilizada ha sido en todos los casos una Nikon D5500 sin trípode.

TEXTO Y FOTOS © LAGARTO ROJO
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS

Un comentario sobre “Keukenhof, el mayor parque floral del mundo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s